Buscar este blog

Liliana Te Viola


 Las cosas no suceden de un día para el otro. En estos 10 años de llevar sobre mis hombros y bolsillo un proyecto como este he recibido muchos abrazos y de todo el mundo. Pero también hubo gente perversa, siniestra y muy mierda, para no perder mi forma. 
La segunda nota que me hicieron allá por los albores de la Biblioteca fue del Suplemento Soy. Con el tiempo, su editora, Liliana Viola publicó un texto mio sobre un libro de fotografía homoerotica que acababa de editar un conocido y que me interesaba difundir. Cortó mi texto como quizo pero lo publicó. Luego me pidió que le diera una lista de temas sobre los que me interesaría escribir en el suplemento. Y lo hice. Tengo mucho mucho interno, tengo una biblioteca enorme, y tengo formación, pero sobretodo me respeto a mi mismo y soy auténtico, por eso los temas que le propuse eran bien particulares y referidos por supuesto a la comunidad LGTBI. Nunca respondió. Y de pronto, otros autores comenzaron a sacar las notas sobre esos temas que yo le había propuesto. Mas adelante, la misma Liliana Viola me pidió si podía publicar en el suplemento un texto de mi autoría que yo había publicado en una página mía.  Alertado por amigos que escribían en el suplemento que me habían dicho que si usaban un texto mío debían pagarme, le pregunté cuanto pagaban las colaboraciones. Y dejó de responderme. Luego me enteré que el suplemento se mantenía pagándole a dos o tres estrellitas y haciendo trabajar gratis, y como esclavos a la mayoría. Y muchos aceptaban esa humillación, con tal de ser publicados. Años después Franco Torchia descubrió de pronto que existía una biblioteca gay en el conurbano. Qué nota de color. Casi como policías en acción, pero marica. Me llamó por telefono y charlamos. Le dije que no me llevaba bien con el suplemento y que la editora me parecía una chanta, y le comenté los episodios. La nota se hizo. De todos modos, copió y pegó en un 80% cosas que yo mismo había escrito en el tumblr y blogspot de la Biblioteca (es tan fácil comprobarlo, porque lees la nota y lees mis blogs y te das cuenta, ni siquiera el entrecomillado). Mandaron de fotógrafo a Sebastián Freire quien me dijo "La Biblioteca debería estar en Capital. Acá quien viene? Es muy lejos" Le contè que la Biblioteca era visita por personas de diferentes provincias y de paìs como Rusia, Holanda, Francia, Estados Unidos, España, etc. Luego me empezó a pedir todo tipo de materiales "Me dijeron que le saque foto a todo lo que pueda, quieren archivo, asique mostrame todo lo raro que tengas" Y le dije que no, que solo algunas cosas. Ya pueden darse una idea como se manejan los medios. 
Liliana Viola es solo un eslabón para este final de la Biblioteca / Museo. Uno de esos seres que te dejan la pena de la bajeza humana. Que tan desencantando. Con sus notas tan progres y por otro lado... la hipocresía. La Hipocresía de la que no se salva nadie. 
Sos la editora de un suplemento que se jacta de LGTBI pero tenes con vos el estigma que te vuelve una patriarca oportunista y aprovechadora. 
Laburé gratis 10 años porque fue mi manera de llevar adelante este proyecto. Pero elegí nolabu0rar gratis para una editora sinvergüenza. Asique tiempo invertí mi dinero en armar mi propia revista, pagando de mi bolsillo el hosting y el diseño. Y abriéndole las puertas a todos los que quisieran difundir sus trabajos y creaciones. 
L En tu apellido llevas tu accionar. 

El fin de una etapa: el aburrimiento y el cansancio de ser argentino en Argentina

Un amigo me dijo que tendré que hacer el duelo por la Biblioteca. Pero no creo. Es diferente. Yo corto el proyecto pero el espacio sigue estando, puedo volver y abrir la puerta cuando quiera a ese cuerpo de papeles, historias, objetos sigue estando. Meticulosamente lo iré diseccionando. Hay mucho mundo allí. No lo repartiré como un Jesusito con los panes, pero lo venderé al mejor postor, cada pedacito. Porque claro, voy a hacerlo valer. He invertido mucho tiempo, mucho amor, mucho trabajo. Todo eso tiene un precio. Y el precio es tan relativo, porque lo mismo que digo esto, puedo decirte que lo que decida no dejar conmigo o enviar a universidades u organizaciones del exterior, voy a destruirlo. Eso que un otro quiza deba pagar un alto precio para tenerlo, si no lo hace, yo lo destruiré de la manera más perfomática posible. Es absurdo. Pero de eso se trata todo. La Biblioteca es una obra efímera. Siempre dije que cada libro es una extensión de mi cuerpo, y siempre supe que soy un poco autodestructivo. Pero de esos que cuando se rompen, se rearman mucho mejor. Yo no soy el que fui. Sucedieron demasiadas cosas como para poder ser el mismo que era hace uno, dos, tres años atrás. Ni hablar mas. Este país cansa y aburre. Este país es de las miserias. El de la burocracia. El de los transas. Yo he sido el margen. Conocen y valoran mas el proyecto en otros países que aquí. 
Durante estos 10 años he recibido gratas visitas. Han sucedido cosas hermosas, y no. Muchos han armado sus tesis con el material de la Biblioteca. Han venido también indecorosos espías. Y muchas pirañas sangrientas han querido coptar el proyecto. Y un gran porcentaje de la Comunidad LGTBI eligió invisibilidar el proyecto. Todos tenían sus razones, y yo me pasé cada una por el orto. Porque a ellos les pasaban sobres que compraban sus ideas, y yo me ganaba el peso laburando, sin vivar a nadie a cambio de algo. Ofrecimientos hubo muchos: todos corruptos. 
Duelo no. ya hice demasiados duelos. Duelo es este país. Mientrastanto, el material se puede seguir consultando, coordinando visita como siempre, pero no de manera gratuita. Lo siento, ya no regalo mi tiempo. Lo hice por diez años. ¿Crees que debería seguir haciéndolo? 
En menos de 24 hrs del aviso me llovieron mensajes de gente que quiere ARCHIVO ARCHIVO ARCHIVO. Gracias. Pero no voy a regalar nada. Ya paso ese tiempo en que daba, daba, daba. Este país te enseña a endurecer el corazón. Por hastío. Me encanta que me escriban de proyectos independientes, pero sinceramente no me quedan ni fuerzas para alentarlos. Argentina es una basura y su gente no es buena. Tengo cosas que quieren, pues habrá que pagarlas. Como lo hice yo. Recorrí enormes distancias, horas y horas de viaje a veces para comprar un libro o una revista. Ahorré dinero. Dejé de comprar cosas necesarias para comprar material para la Biblioteca. Una Biblioteca GRATUITA que nunca recibió un centavo de nadie. Todo es mío. Lo que si agradezco desde el primer momento son algunas donaciones de libros. Todo eso está en detalles en cada una de las web. 
Volveré a tener mi Biblioteca personal guardando lo que me interesa. El resto ha de irse o perderse para siempre, pero pierdan cuidado que voy a mostrarles como destruyo cada cosa. 
Yo he perdido personas para siempre. Un papel no puedo importarme. Que cada uno arme su historia. Acepto todo tipo de mensajes de interesados, pero les adelanto que: no vendo por lote, no negocio precios, no debato sobre las razones de cual o tal cosa. Ese tiempo ya pasó. Estoy cansado. Aburrido. Y si me dan una bandera argentina, la meo, la cago, la prendo fuego o la uso de trapo. No me conmueve.
Habrá que hacer el duelo. No creo. Ya dolió demasiado. Si vas a opinar, mostrame que laburaste gratis 10 años. Sino, mutis por el foro. 
Pietro


PS: Les agradezco a los que me ofrecen espacios para guardar archivo, pero no se trata de eso. Sinceramente me sobran espacios. Es mas profundo que eso. Ya les conté que desde hace unos años el oportunista de Leopoldo Brizuela me pide el archivo para la Biblioteca Nacional a cambio de ponerle mi nombre a una sala. Pffff, nada me importa menos. Y ni hablar de las propuestas corruptas de la década pasada. De haber aceptado alguna, mi biblioteca sería no solo mas conocida sino un palacio. Pero nunca me gustó lo mal habido. El plan es simple: vendo (y vendo bien) lo que tengo ganas y lo que no, se destruye. No quiero dejar huellas en esta tierra injusta. Ya fui sensible, empatico, agradable y bastante pelotudo por diez años, dedicándoselos a un país que no lo merece. Estoy cansado y aburrido. 
Todo siempre fue una cuestion de amor. Amar los libros, compartir, difundir, rescatar, conservar. Y vi lo suficiente como para entender que todo eso no tiene sentido. #TodoPasa #SiempreEsHoy #LevenAnclas



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Los Mas Visitados