Buscar este blog

Abelardo Arias

Abelardo Arias nace en Córdoba el 10 de agosto de 1908, quinto de los ocho hijos de una tradicional familia mendocina.

Su padre, militar de carrera, estaba destinado en la provincia mediterránea, pero Arias siempre se consideró mendocino, entronque favorecido por el hecho de que su familia estaba profundamente arraigada en San Rafael.
Precisamente allí, en la casa de la abuela, solía pasar vacaciones inolvidables, de las que dan testimonio dos de sus novelas, a las que luego me referiré: Álamos talados y La viña estéril.
A partir de 1927, Abelardo Arias se radica en Buenos Aires, donde residirá hasta su muerte.
Inicia estudios de Derecho, que más tarde abandona debido a su pasión por la literatura. En 1937 escribe su primera novela: Álamos talados, que publica en 1942, y por la cual obtiene el Primer Premio Municipal de Buenos Aires, el Premio de la Comisión Nacional de Cultura y, en Mendoza, el Premio Agustín Álvarez.
Su producción literaria continúa a partir de allí, sostenida y valiosa, plena de reconocimientos, con novelas como La vara de fuego (1947); El gran cobarde (1956); Límite de clase (1964); Minotauroamor (1966); La viña estéril (1968); Polvo y espanto (1971); De tales cuales (1973); Inconfidencia (1979) y Él, Juan Facundo (póstuma, 1995), libro "cuyos arduos borradores ordenó Anteo Silvio Savi", al decir de Antonio Requeni y que se publicó cuatro años después de su muerte, ocurrida en Buenos Aires en 1991.

La obra de Abelardo Arias comprende además diarios de viaje como París - Roma, de lo visto y lo tocado (1954) o De la torre de fuego a la niña encantada (1957), ensayos, libros cinematográficos o radiales como Los vecinos (1963), "Parábola radioteatral", teatro y traducciones varias. (Seguir leyendo texto completo en fuente)
A bordo de  un carguero que lo traía de Grecia, en un viaje de 55 días, hizo en broma una versión del Minotauro. Hay una foto histórica: Anteo Silvio Savi, su compañero durante casi cincuenta años, artista plástico, hizo la escenografía y el vestuario con lo que tenían a mano (la barba era de cinta de máquina de escribir, el cuerno de papel de cigarrillo) para una audiencia de perplejos marinos griegos. 


MATERIAL DISPONIBLE EN BIBLIOTECA LGTTB de Abelardo Arias

Libros de Abelardo Arias en formato digital PDF y en papel
CONTACTO: bibliotecalgttb@gmail.com

El gran cobarde de Abelardo Arias

Formato Digital PDF

Primer Premio Nacional de Literatura. Carlo Coccioli, la juzga así: «Si he contemplado con afecto al horrible personaje que, habiendo sido siempre el postrero, quiere, para restablecer el equilibrio, convertirse en el primero a través de la ruina y de la muerte, no ha sido precisamente porque nunca lo haya visto abandonado por esa especie de lucidez de la sangre que lo obliga a permanecer dentro de lo humano, sino porque, de lo humano, él conoce, sobre todo, los menudos senderos que nos conducen hacia la ternura. Su espantosa soledad es un acto de aspiración hacia la solidaridad entre los vivos. Sus amores vergonzosos, y la conciencia de lo que de vergonzoso hay en ellos, son un homenaje al amor recto y puro, al amor secretamente deseado. No se describe al hombre sino esbozando su contorno».



Alamos talados de Abelardo Arias
Tirso - Argentina - 1958
Ejemplar dedicado firmado por el autor en 1958
EN PAPEL
EN FORMATRO DIGITAL PDF

Alamos talados, reconocida por el propio autor como una historia de familia, nace del recuerdo de los años de la adolescencia entre los viñedos mendocinos. Alberto, con su frescura, su sensualidad, su rebeldía, se asombra ante el descubrimiento del cuerpo y del amor; pero inevitablemente debe enfrentarse con el mundo adulto; la hipocresía, el poder y la injusticia. Construida con técnicas cinematográficas y gran fuerza poética, la novela profundiza en los personajes a través de dos ejes fundamentales: el amor y la amistad.




-Viaje Latino 
Francia, Suiza y Toscania
Tirso - Argentina - 1957
Ejemplar firmado y dedicado por el autor al escritor Renato Pellegrini en 1957


-Viajes por mi sangre
Santiago Rueda - Argentina - 1969
EJEMPLAR DEDICADO Y FIRMADO POR EL AUTOR

-De tales cuales

Sudamericana - Argentina - 1973


Limite de clase de Abelardo Arias
Sudamericana - Argentina - 1965

FORMATO DIGITAL PDF

La historia de un viaje por mar, y un fascinante desfile de personajes. Las pasiones personales, los temperamentos, la fe, las ideologías políticas, las nacionalidades se tejen y entretejen en el universo cerrado de la nave, en un irónico y complejo contrapunto. El autor de «Álamos talados» ha escrito una novela de rara inteligencia, con una notable abundancia de dramáticas situaciones claves, en un estilo que acompaña exactamente el movimiento de la acción, y en diálogos de una excepcional vivacidad y naturalidad.





La viña estéril de Abelardo Arias
Segunda edición corregida
Sudamericana - Argentina - 1976

FORMATO DIGITAL PDF

En esta historia de una estéril pasión amorosa que conmueve a una familia tradicional Abelardo Arias retorna al mundo de «Álamos talados». La fatalidad que trastorna a los Aranda es de algún modo arquetípica y se confunde con la tierra cordillerana, el trasfondo primitivo e imperecedero. Arias cuenta el drama de los Aranda en un estilo escueto, conciso, admirablemente adecuado a los pormenores y circunstancias de una «novela de acción», tal como la entendían Stendhal y Balzac.



-Minotauroamor
Sudamericana - Argentina - 1970

FORMATO DIGITAL PDF

En esta extraña novela de Kreta, la civilización más exquisita de la antigüedad, el protagonista es la criatura mística y doble, el Minotauro. Enfrentado con las siete doncellas y los siete efebos que Atenas enviaba como tributo, el Minotauro plantea la posibilidad de una nueva visión de lo monstruoso y su viabilidad como pauta moral. El monstruo y el ser humano total, ¿hasta qué punto lo uno y lo otro? El autor de «Álamos talados» y «Límite de clase» ha escrito una fascinante novela, a la histórica y actual. El Minotauro aparece en estas páginas como un ser de antes y de ahora, que vive en contrapunto los símbolos y ataduras de nuestra época.



-Intensión de Buenos Aires
Sudamericana - Argentina - 1974

La vara de fuego de Abelardo Arias

FORMATO DIGITAL PDF

A fines de la década de 1930, sucede este hondo y largo diálogo con las diversas formas del amor en un Buenos Aires fascinante, ya desaparecido o diverso en gran parte. «Una de las novelas esenciales para seguir la evolución de Buenos Aires, desde «Sin Rumbo» de Cambaceres y «La Gran Aldea» de L. V. López hasta hoy», ha dicho el crítico Miguel D. Etchebarne. Desde una pensión de la Avenida de Mayo, Alberto Aldecua, protagonista de «Álamos Talados» (aunque entre ambas novelas no exista relación argumental), descubre calles, plazas, el puerto, barrios, la vida nocturna, el tango, «dancings» y cafetines; la pasión, y lo esencialmente argentino: la amistad. La más sentida novela que sobre el «tema del desencuentro» se haya escrito entre nosotros. El «diario íntimo» de María Elisa es un sensible y profundo estudio psicológico del alma femenina. La mujer que ayuda a madurar al adolescente egoísta y, por extraños caminos de lo mínimo, en tremendo desgarramiento y al más alto precio, le enseña a asumir su responsabilidad en un mundo cuyas estructuras sociales crujen y vacilan. Rara vez ha sido analizado el espíritu de una ciudad latina con tamaña gravedad y ternura.


Polvo y espanto de Abelardo Arias

FORMATO DIGITL PDF

Ésta es una desgarradora novela de caudillos, montoneros y guerrilleros del norte en la época de Felipe Ibarra, Paz, La Madrid y Lavalle. Dividida en dos cuadernos, unitario y federal, aristocrático y popular, psicológico y épico, enfoca, coordina y complementa la trama desde ambos puntos de vista, demostrando que América se nutre irrenunciablemente de ambas fuerzas. El autor de Álamos talados, novelista por antonomasia, no ha intentado una seca recreación arqueológica ni en el nivel de las situaciones ni en el del lenguaje. Los personajes históricos de Polvo y espanto son, por el contrario, figuras actuales y permanentes ante la problemática política y social de Argentina y de Latinoamérica.

*Esta y todas las entradas se actualizaran a medida que encontremos nuevo material.
*Para consultar ejemplares escribinos a bibliotecalgttb@gmail.com 
*Si querés donar algun ejemplar faltante, no dejes de escribirnos.

PODES COLABORAR CON EL PROYECTO A TRAVES DE MERCADOPAGO, escribinos a bibliotecalgttb@gmail.com

o

*Podes donar lo que quieras a través de Paypal utilizando el siguiente botón:


La Sonrisa Vertical


Breve historia del premio

En 1977 creamos el Premio La Sonrisa Vertical de narrativa erótica, cuyos sucesivos jurados son hoy ya legendarios. Los presidió desde su creación Luis G. Berlanga, en su calidad de director de la colección que lleva el mismo nombre. Fueron miembros del jurado desde su creación Juan Marsé, Ricardo Muñoz Suay, Jaime Gil de Biedma y Beatriz de Moura. Se incorporó muy pronto Juan García Hortelano. Intervinieron ocasionalmente Camilo José Cela, Fernando Fernán-Gómez y Jorge Edwards. Es jurado con participación intermitente Charo López. En 1991 se incorporó Almudena Grandes y, en 1993, lo hicieron Terenci Moix y Rafael Conte. El premio se declaró desierto en 1983 y 1994.
El premio en sí consistió primero en un objeto artístico diseñado por Francis Closas y, poco después, pasó a ser hasta hoy una escultura de Joaquim Camps. En concepto de anticipo sobre derechos de autor, se le adelanta al autor de la obra premiada un importe que, a la largo de los años, pasó de 500.000 a 1.000.000 de pesetas.
Gracias a este premio se han dado a conocer escritores como Almudena Grandes y Eduardo Mendicutti, hoy con brillantes trayectorias literarias ajenas al género en el que la iniciaron.


Comunicado de prensa

Después de unos meses de reflexión, TUSQUETS EDITORES, de acuerdo con Luis García Berlanga, director de la colección que lleva el mismo nombre, han decidido suspender temporalmente el Premio La Sonrisa Vertical tras veintiséis años de existencia.
El Premio La Sonrisa Vertical nació en 1977, en plena transición, con el fin de sacar a la luz un género literario hasta entonces maldito y animar a quienes quisieran expresarse en él la oportunidad de hacerlo libremente.
Apoyado por el rigor y la calidad que imprimió Berlanga a la colección y por la talla de los sucesivos jurados que a lo largo de los años han ido colaborando con TUSQUETS EDITORES, el premio ha ido aportando a su catálogo no sólo libros que han quedado en la memoria de todos, sino, y sobre todo, a autores noveles que, andando el tiempo, se han revelado escritores de prestigio más allá del género de la erótica.
Aun así, y aunque las obras premiadas en los últimos años seguían teniendo una acogida satisfactoria por parte del público, se ha tomado esta decisión esencialmente por dos motivos: 1) la expresión literaria del erotismo ha ido gradualmente asimilándose a la narrativa general y se ha integrado, de un modo natural, en colecciones literarias no acotadas específicamente al género erótico; y 2) la mayoría de las obras premiadas en La Sonrisa Vertical han recibido, salvo en contadas ocasiones, escasa atención por parte de la Crítica, atención que actualmente ésta les dedicaría de haber sido publicadas en colecciones no especializadas.
Sin embargo, como TUSQUETS EDITORES sigue creyendo en la vigencia del género como tal, ha decidido asimismo continuar con la colección La Sonrisa Vertical a la que le queda todavía un largo camino por recorrer: no sólo acogerá como siempre los manuscritos en lengua española que su director considere oportuno publicar, sino que enriquecerá su catálogo con nuevos títulos traducidos y clásicos del género cuyas traducciones puedan ser consideradas definitivas. (FUENTE http://www.tusquetseditores.com/ )


MATERIAL DISPONIBLE EN BIBLIOTECA LGTTB de la coleccion LA SONRISA VERICAL
Libros:

-El hombre sentado en el pasillo y El mal de la muerte
de Marguerite Duras
Tusquets - La pagina - Argentina - 2000

-Memorias de una princesa rusa - Extraidas de su diario secreto
Compilado, anotado y adaptado por Katumba Pasha
Tusquets - La pagina - Argentina - 2000

-Historia de O
de Pauline Reage
Prologo de Jean Paulhan: "La dicha en la esclavitud"
Tusquets - La pagina - Argentina - 2000

-La Venus de las pieles
de Leopold von Sacher - Masch
Tusquets - La pagina - Argentina - 2000


-La filosofia en el tocador
por el Marques de Sade
Traduccion de Ricardo Pochtas
Tusquets - La pagina - Argentina - 2000


-Emmanuelle
de Emmanuelle Arsan
Tusquets - La pagina - Argentina - 2000


Si queres donar algun ejemplar faltante, no dejes de escribinos

Si un link no funciona, por favor avisanos
Para consultar ejemplares, dudas o sugerencias contactanos

Matthew Stadler


Escritor y editor. Reside en Portland, Oregón. Ha escrito cuatro novelas y recibido varios premios y becas en reconocimiento de su trabajo. Recientemente, su trabajo se ha recopilado en cuatro antologías sobre literatura, la vida de la ciudad y la vida pública. Sus ensayos han sido publicados en revistas y catálogos de los museos de todo el mundo, y se centran en la arquitectura, la planificación urbana y el problema de la expansión.


Sobre su obra ALLAN STEIN: "Cómica, erótica y muy imaginativa, nos cuenta una historia donde el cuerpo gay se aúna con los escenarios del arte y la literatura. El protagonista, un joven maestro despedido de su trabajo por haberse visto anvuelto en un escandalo sexual, viaja a París usurpando la personalidad de un experto en pintura de Picasso."


MATERIAL DISPONIBLE EN BIBLIOTECA LGTTB de Matthew Stadler

Libros:




-Allan Stein
Traducción de Mariano Antolin Rato
Debate - España - 2001






Si queres donar algun ejemplar faltante, no dejes de escribinos
Si un link no funciona, por favor avisanos
Para consultar ejemplares, dudas o sugerencias contactanos





Griselda Gambaro

Novelista y dramaturga. Nació en Buenos Aires en 1928. Comenzó a escribir tempranamente, dedicándose en principio a la narrativa, género que alternó después con la dramaturgia. Desempeñó distintos trabajos hasta que la obtención de premios y la percepción de sus derechos de autor le permitieron, hacia 1982, vivir de su tarea específica. Durante la dictadura militar argentina, un decreto del general Videla prohibió su novela “Ganarse la muerte” por encontrarla contraria a la institución familiar y al orden social. Debido a esto y a la situación imperante, se exilió en Barcelona, España. Actualmente reside en un barrio suburbano de la provincia de Buenos Aires. Entre sus obras se encuentran: Real envido - La malasangre - Del sol naciente - Dar la vuelta - Información para extranjeros - Puesta en claro - Sucede lo que pasa - Viaje de invierno - Nosferatu - Cuatro ejercicios para actrices - Acuerdo para cambiar de casa - Sólo un aspecto - La gracia - El miedo - El nombre - El viaje a Bahía Blanca - El despojamiento - Decir sí - Antígona furiosa - Las paredes - El desatino - Los siameses - El campo - Nada que ver - Efectos personales - Desafiar al destino - Morgan - Penas sin importancia - Atando cabos - La casa sin sosiego - Es necesario entender un poco-Viejo matrimonio - Una felicidad con menos pena - Nada que ver - Cada cosa en su lugar - De profesión maternal. En lo que se refiere Narrativa publicó: “Madrigal en ciudad”. Ed. Goyanarte, 1963 Premio Fondo Nacional de las Artes, “El Desatino”. Emecé Editores, 1965 Premio Emecé, “Una felicidad con menos pena”. Ed. Sudamericana, 1967. Mención especial en el concurso de novela Primera Plana- Sudamericana, “Nada que ver con otra historia”. Ediciones Noé, 1972. 2da.edición, Torres Agüero Editor, 1987 y “Ganarse la muerte”. Ed. De la Flor, 1976.

En el Teatro San Martín, Griselda Gambaro estrenó muchas de sus obras: Nada que ver (1972), Puesta en claro (1986), Antígona furiosa (1988), Morgan (1989), Penas sin importancia (1990), La casa sin sosiego (1992), Es necesario entender un poco (1995) y Dar la vuelta (1999).
“Griselda Gambaro practica un teatro ético. Le importa la condición humana. Se pregunta qué está bien y qué está mal. Qué pasa en el mundo con la justicia y con la dignidad. Se plantea qué lugar hay para el perdón, la rebelión o la solidaridad. Pero no lo hace con interrogaciones abstractas sino mostrando su funcionamiento concreto, su materialidad en las relaciones humanas. Bucea en el vínculo entre madres y padres, con los hijos, entre hermanos, en grupos de amigos, de parejas, entre jefes y empleados. El lazo de amor, sanguíneo o fraternal, no da garantías o certezas. Lo que muestra no son relaciones armónicas, sino capaces de engendrar odios, injusticias, arbitrariedades, sumisión. Pero también abre la posibilidad de la esperanza, y siempre hay víctimas y victimarios” (Nora Mazziotti en la Revista Teatro N° 48, septiembre de 1995).
Entre sus últimas obras estrenadas figuran La señora Macbeth y Lo que va dictando el sueño (ésta última en el año 2002, en la Sala Casacuberta del Teatro San Martín). Fuente: AlternativaTeatral



MATERIAL DISPONIBLE EN BIBLIOTECA LGTTB de Griselda Gambaro

Libros digitales en pdf de Griselda Gambaro
Libros de Griselda Gambaro en papel disponibles en www.ayconstanza.com




Relatos reunidos de Griselda Gambaro

Formato Digital PDF


Este libro contiene 40 relatos de Griselda Gambaro reunidos en tres secciones: «El odio es poca cosa», «Lo mejor que se tiene» y «Un cuento italiano, dos cuentos rusos». Casi la mitad de los cuentos son inéditos en libro. En estas narraciones encontramos la recurrencia de varios temas que han sido abordados por Gambaro desde distintas épocas y ópticas: la pulsión por la libertad que mueve a sus personajes, lo fantástico y la emulación de cuentos legendarios, la vejez o cómo hombres y mujeres enfrentan el paso del tiempo, la soledad, la inmigración, entre otros. El volumen viene a hacer justicia sobre una parte de la obra de Gambaro poco conocida al echar luz y descubrir ese mosaico secreto de la narrativa que pulsa detrás de la mayor visibilidad de sus obras teatrales y aun de sus novelas. Un volumen que amplía el territorio ficcional de una las escritoras fundamentales de la literatura argentina.



*Esta y todas las entradas se actualizaran a medida que encontremos nuevo material.
*Para consultar ejemplares escribinos a bibliotecalgttb@gmail.com 
*Si querés donar algun ejemplar faltante, no dejes de escribirnos.

PODES COLABORAR CON EL PROYECTO A TRAVES DE MERCADOPAGO, escribinos a bibliotecalgttb@gmail.com

o

*Podes donar lo que quieras a través de Paypal utilizando el siguiente botón:

Ilse Fuskova - Claudina Marek - Silvia Schmid

Ilse nació en Buenos Aires. Estudió periodismo y fotografía y fue azafata. Escribió notas y colaboró con reportajes y comentarios de cine en varias revistas. También publicó dos libros de poesía en colaboración. Estuvo casada y tiene tres hijos.



En 1984 se separó y en 1985 empezó a militar en el feminismo y luego en el movimiento lésbico-feminista. En 1987 inició, junto con otras compañeras, la revista “Cuaderno de existencia lesbiana”, la primera publicación argentina sobre el tema. Ilse fué también la primera lesbiana del país en asumirse públicamente como tal, por su participación en 1991 en un almuerzo de Mirtha Legrand cuyo tema era la homosexualidad.


Desde 1992 vive con Claudina Marek, con quien comparte el activismo lésbico. En 1994 ambas publicaron, en diálogo con Silvia Schmid, el libro “Amor de mujeres. El lesbianismo en la Argentina, hoy”. (Informacion tomada del Facebook Fans de Ilse Fuskova)
 
MATERIAL DISPONIBLE EN BIBLIOTECA LGTTB de Ilse Fuskova

Libros:


-Amor de mujeres - El lesbiansmo en la Argentina, hoy
Ilse Fuskova en dialogo con Silvia Schmid. Claudina Marek.
Planeta - Argentina - 1994


TAMBIÉN A LA VENTA EN http://www.ayconstanza.com/biografias-memorias-y-testimonios/amor-de-mujeres-el-lesbianismo-en-la-argentina-hoy-de-ilse-fuskova-y-claudina-marek/


Con fotografías en láminas fuera de texto.
Tema tabú en muchas culturas, la homosexualidad ha sido tradicionalmente reprimida en América Latina. Escribir un libro como testimonio de lo que significa ser lesbiana hoy en la Argentina es una manera de romper el silencio cultural y social que ha intentado negar una realidad irreprimible y contundente. Sin eludir ninguno de los temas y de una forma directa, Ilse Fuskova y Claudina Marek cuentan cómo descubrieron su propio lesbianismo, el valiente y doloroso camino que tuvieron que transitar, el momento en que decidieron dar la cara y luchar contra la marginación y el juicio implacable e intolerante de gran parte de la sociedad. La alegría con que viven hoy. Ilse lo descubrió a los 50 años, Claudina lo supo desde siempre. Ilse enseguida fue combativa y reivindicó la libertad sexual; a Claudina le costó años incorporarse a la militancia. Ilse proviene de una familia intelectual, de clase media alta; Claudina, criada en un pequeño pueblo de Entre Ríos, es la "amazona del Paraná", maestra rural, catequista. Dos historias de vida muy distintas que se unen en este libro para resistir a la discriminación, para iluminar, desmitificar y revelar la verdadera naturaleza de las mujeres con todas sus diferencias, ambigüedades y contradicciones.



*Esta y todas las entradas se actualizaran a medida que encontremos nuevo material.
*Para consultar ejemplares escribinos a bibliotecalgttb@gmail.com 
*Si querés donar algun ejemplar faltante, no dejes de escribirnos o ingresa en el siguiente link para hacer tu donación al proyecto: 


 

¡¡¡GRACIAS!!!

El léxico gay valenciano por Ricardo García Moya


Navegando por la web encontré una nata que me resultó muy interesante, ya que trata del lenguaje y su utilizacion para nombrar lo diverso, y me pareció que aportaba a la Biblioteca.

El léxico gay valenciano por Ricardo García Moya

La normalización catalana, omnímoda, afecta a todos los campos semánticos, incluido el sexual. El IEC acomoda, re­tuerce o elimina vocablos como “bujarró”, que últimamente se ha esfumado del diccionario del Institut d’Estudis Cata­lans (ed. 1995); aunque en idio­ma valenciano sigue vigente desde su aparición a fines del XV y en la prosa renacentista “bujarrons ni putos” (Breu relació de la Germania, 1519). La supresión es producto de la finor que impera en el IEC, y que ha motivado que al pene lo llamen penis y al culto “culte”, huyendo del ancestral valen­ciano “cult” por su homofonía con “cul”. Estas moralizacio­nes morfológicas son reveren­ciadas por la progresía de boga­vante, Saó y Vega Sicilia.



No obstante, los catalanes “Grup Cristiá del col-lectiu Lambda”, el "Centre Associa­tiu de Gais” y sus clónicos va­lencianos muestran cierta re­ticencia a adoptar los perti­nentes sustantivos y adjetivos catalanes. Así, al valenciano “bujarró” corresponde “bu­gre” en catalán culto y progre­sista, aunque si algún idem vi­sita Asturias leerá cosas como “bugre da Fonte de Mato”, y no es que nos avisen que tras la fuente está un bugre cata­lán preparado para darnos alegría mientras bebemos. El bugre asturiano es un sabroso crustáceo al que suelen cocer vivo.


El léxico alusivo a la homose­xualidad -sea en valenciano, castellano o catalán-, es bur­lesco e hiriente. La sociedad in­tentaba aniquilar al diferente, bien con la cremación (apro­vechando las cenizas para fab­ricar pólvora, como hacían en Barcelona) o la marginación. El poeta valenciano Gilabert, en el sangrante "Mandado” a Gil Ro­bles, no halla adjetivo más duro que tildarle de homosexual: “Su estupidez de carne de cebo­lla / su ensotanada hiel, su alma de ajo / y su cara de culo y de gargajo / han de ser más quema­dos que fue Troya./ Vete, mari­conazo, se te ha visto / bajo los pantalones el roquete / y bajo la mirada el ano hambriento”. Son imprecaciones donde la es­pontaneidad del poeta republi­cano desvela el ancestral odio al “mariconazo”. Por algo García Lorca huía de Miguel Hernán­dez Gilabert, y cuando éste se reunía con Aleixandre no acud­ía el granadino. Eran tiempos crueles, Miguel Hernández no ayudó a Muñoz Seca en su cal­vario, y los catalaneros fran­quistas (Fuster, Riquer y com­pañía) tampoco movieron un dedo cuando Miguel Hernán­dez agonizaba en la cárcel de Alicante.


Volviendo al tema observa­mos que “maricó” también ha desaparecido del diccionario del lEC. Los filólogos Satué, Cahner y Gulsoy -expertos en la materia- descubrieron que “maricó” era “répugnant cas­tellanisme”, y advirtieron que la palabra catalana equivalen­te al castellano maricón es “culer” (DECLLC, 1993) Bue­no, ¡ejem!, en fin, esto... ¿cómo les diría yo? El caso es que el diccionario del IEC (ed.1995) enseña a los inmersores que “culer (sic) es el soci o sim­patitzant del Futbol Club Bar­celona”. En idioma valenciano poseemos la voz “maricó” y sus derivados: mariconet, mari­coneta, mariconaes..., sin con­tar los complementos: “maricó de convent, de placha, de cara de conill...”. La primera docu­mentación de maricón se debe a Torres Naharro, extremeño que escribía en “latín e italia­no, castellano y valenciano” (Propalladia, Nápoles,1517). Escrig consideraba arraigada la voz “maricó” y, como equiva­lente semántico de mujer, en valenciano también se usaba mariquita, siempre con el ma­tiz despectivo de la incompren­sión social. El cotilla Martí Ga­dea recordaba a “María Vicen­ta”, que en “el any 1856 se vea por los carrers de Valencia, tipo ridícul d’este sobrenom, que no era més qu’un mariquita, fent figures, estovantse com un ti­tot quant pasava per les boti­gues y els depenents eixien a les portes a requebrarlo y tirar­li flors” (Tipos, 1908).


Hablando de flores, mi ma­dre -que era más educada que servidor- usaba en ocasiones el adjetivo “manflorita” como eu­femismo, siendo voz del idioma valenciano que también se aplicaba al amanerado de ges­tos o excesivamente preocupa­do por la vestimenta. En “El agüelo Cuc”, zarzuela en len­gua valenciana estrenada en 1877, Balader y Escalante cali­fican como “monflorita” a Simonet, un joven que está hi­lando pacientemente: “¿Quí es eixe infelís corder? / Simonet el monflorita”. Hay palabras va­lencianas similares, cargadas de agudeza malvada y graciosa del vulgo, como “monquilí”, que no alude al sexo, sino al que lleva prendas ridículas o que le sientan mal: “eixe va a la monquilí” (En tiempos de penuria, el joven que había cre­cido y seguía usando un panta­lón que le quedaba corto, “ana­va a la monquilí”).


Aquel “María Vicenta”, que se contorneaba por las calles de Valencia en el siglo XlX, sería actualmente un “sarasa”. Voz de étimo árabe y polisémica, lo mismo aludía a mujeres de mal vivir que a ciertos vestidos confeccionados con delicada tela de algodón, cualidad que explica la traslación semántica: “un ves­tit de sarasa” (Cansó de la siga­rrera, Valencia, h.1850). Otro adjetivo valenciano que no he­ría susceptibilidades era “afe­minat”, prohibido en el 2002 por los comisarios lingüísticos enquistados en Canal 9 y la En­señanza; aunque nosotros no tenemos que obedecer a estas fuerzas de ocupación. Cuando algún colaboracionista catala­nero se burle de usted por usar “afeminat”, contéstele que Jaume Roig lo usaba en 1460: “bastant, malvat, afeminat” (Espill), y Joan Esteve: “home­ns afeminats” (Liber, a.1472), lo mismo que Mulet: ”si yo fora afeminat” (Poesies a Maciana, h.1645). O Escrig “afeminat, afeminadet” (Dicc.1871) En su cangrejera manera de defender nuestras señas de identidad, el doctor Tarancón y sus coman­dos han anatematizado el ad­jetivo valenciano “afeminat”, imponiendo el catalán “efemi­nat”. Por algo el gótico Hauf -virilmente ¿eh?-, lanza floreci­tas a San Zaplana (“El Temps”, 31-XII-01. p.16)


Como es lógico, también el léxico sexual mantiene fronte­ra en el Cenia. Al tridente gay catalán: bugre, culer i efemi­nat, el idioma valenciano opo­ne un abanico de sugerentes voces clásicas y modernas: ma­ricó, maniconet, bujarró, afem­inat, afeminadet, sarasa, sara­seta, monflorita, maríavicenta, de matamorta, sin contar las compartidas con lenguas her­manas: sodomita, homosexual, puto, etc. Esta riqueza debe ser incorporada por los combativos grupos catalaneros gays, si son coherentes con sus postulados. Así, cuando desfilan con cuatro barras y pidiendo la catalaniza­ción de los valencianos, debier­an dar ejemplo y exhibir pan­cartas en culto catalán del Principado, sin eufemismos ni ambigüedades, por ejemplo: “Grup cristiá de cultes culers Ramon Llull”, “Cèrcol de bugres de progrés Monestir de Montserrat”, “Cenacle efemi­nat de nois escriptors Enric Va­lor”, etc. En fin, son admira­bles Oscar Wilde o García Lor­ca; pero es patético ver a un va­lenciano -de cualquier tenden­cia sexual- arrastrándose tras el catalanismo.


Diario de Valencia 20 de Enero de 2002 -VER FUENTE



Ivone Bordelois

Sombras de los días a venir
(Alejandra Pizarnik)

a Ivonne A. Bordelois

Mañana
me vestirán con cenizas al alba,
me llenarán la boca de flores,
Aprenderé a dormir en la memoria de un muro,
en la respiración
de un animal que sueña.

Egresada de la Facultad de Filosofía y Letras de la UBA, Ivonne Bordelois realizó estudios literarios y lingüísticos en la Sorbonne. Colaboró en la revista Sur y junto con Alejandra Pizarnik realizó traducciones y entrevistas para publicaciones nacionales y latinoamericanas. En 1968, se trasladó, gracias a una beca del Conicet, a Boston, donde se doctoró con Noam Chomsky, en el MIT, en 1974. Desde 1975 ocupó por trece años una cátedra de lingüística obtenida por concurso internacional en el Instituto Iberoamericano de la Universidad de Utrecht, Holanda. En 1983 recibió la beca Guggenheim. Entre sus libros figuran el poemario El Alegre Apocalipsis (GEL, 1995), Correspondencia Pizarnik (Planeta, 1998), Un triángulo crucial: Borges, Güiraldes y Lugones y el ensayo La palabra amenazada (Libros del Zorzal, 2003).

MATERIAL DISPONIBLE EN BIBLIOTECA LGTTB de Ivonne Bordelois
Libros:


-El alegre apocalipsis
Grupo Editor Latinoamericano - Argentina - 1995



-La palabra amenzada
Del Zorzal - Argentina - 2005


-El país que nos habla
Sudamericana - Argentina - 2006


-Del silencio como porvenir
Zorzal - Argentina - 2010

*Esta y todas las entradas se actualizaran a medida que encontremos nuevo material.
*Si querés donar algun ejemplar faltante, no dejes de escribirnos.
*Si un link no funciona, por favor avisanos.
*Para consultar ejemplares escribinos a bibliotecalgttb@gmail.com

Yukio Mishima

»El problema es que la situación política moderna ha comenzado a actuar con la irresponsabilidad propia del arte, reduciendo la vida a un concierto absolutamente ficticio; ha transformado la sociedad en un teatro y al pueblo en una masa de espectadores, y, en definitiva, es la causa de la politización del arte; la actividad política ya no alcanza el nivel del antiguo rigor de lo concreto y de la responsabilidad»
Yukio Mishima

...Tras Confesiones de una máscara, Mishima trató de dejar atrás al joven hombre que había vivido solo dentro de su cabeza, continuamente coqueteando con la muerte. Intentó vincularse al mundo real y físico, realizando una estricta actividad física. En 1955, Mishima practicó entrenamiento con pesas, y no interrumpió su régimen de entrenamiento de tres sesiones por semana durante los últimos 15 años de su vida. Del material menos prometedor forjó un impresionante físico, como muestran las fotografías que se hizo. También llegó a ser muy hábil en Kendo (el arte marcial japonés de la esgrima).

Aunque visitó bares gay en Japón, Mishima permaneció como observador, solo tuvo encuentros con hombres cuando viajó al extranjero. Después de considerar brevemente el enlace con Michiko Shoda—ella se convertiría después en esposa del Akihito—se casó con Yoko Sugiyama en 1958. En los tres años siguientes la pareja tuvo una hija y un hijo.
En el año 1967, Mishima se alistó en las Fuerzas de Autodefensa de Japón y tuvo un entrenamiento básico. Un año más tarde formó la Tatenokai (Sociedad Escudo), milicia privada compuesta sobre todo por jóvenes estudiantes patrióticos que estudiaban principios de artes marciales y disciplinas físicas y que fueron entrenados a través de las Fuerzas de Autodefensa de Japón bajo la supervisión de Mishima.
En los últimos diez años de su vida, Mishima actuó en varias películas y codirigió la adaptación de una de sus historias, Yûkoku. (Leer texto completo en fuente, siguiendo este Link)


MATERIAL DISPONIBLE EN BIBLIOTECA LGTTB de Yukio Mishima

Libros:

-Confesiones de una mascara
Seix Barral - Barcelona - 1985

-El pabellón de oro
Traducción de Juan Marsé
Seix Barral - Barcelona - 1985
EJEMPLAR DONADO POR MAXI GUILLE FERNÁNDEZ

MATERIAL DISPONIBLE EN BIBLIOTECA LGTTB de Yukio Mishima
Audiovisual:

-Mishima
Pelicula dirigida por Paul Schrader


*Esta y todas las entradas se actualizaran a medida que encontremos nuevo material.
*Si querés donar algun ejemplar faltante, no dejes de escribirnos.
*Si un link no funciona, por favor avisanos.
*Para consultar ejemplares escribinos a bibliotecalgttb@gmail.com  

Carlo Coccioli


"No hay paraíso mejor que estas pocas habitaciones en que vivo, con mis libros, muchos libros, algunos de los cuales me acompañan desde mi juventud...imagino que luego de mi largo viaje inevutable, muy largo, muy largo, mi hijo Javier seguirá manteniendo en vida mi "museito".        
(Un Museito, Carlo Coccioli, Excelsior, 26 de julio de 1997)  



Carlo Cóccioli o Coccioli1 (Livorno, 15 de mayo de 1920 - Ciudad de México, 5 de agosto de 2003) fue un escritor italiano radicado durante muchos años en México, país al que consideraba su segunda patria y donde murió. Utilizó como lengua literaria tanto el italiano, como el francés y el español. Fue condecorado al valor militar durante la Segunda Guerra Mundial y alcanzó gran fama (sobre todo en Hispanoamérica y no tanto en Italia, donde fue considerado un escritor raro y ajeno)2 por sus novelas, en las que abordó temas polémicos, como la homosexualidad. En Italia su figura literaria fue muy discutida: atacado por Guido Piovene y defendido por Curzio Malaparte o Aldo Palazzeschi,2 su obra fue reivindicada por autores más jóvenes, como Pier Vittorio Tondelli en su libro Un weekend postmoderno (1990). Esto supuso su difusión entre toda una nueva generación de lectores.3

Su padre era militar (oficial de los bersaglieri)3 y por ello, siguiendo sus distintos destinos, Cóccioli pasó su infancia y adolescencia enLibia (en concreto, en las ciudades de Trípoli y Bengasi). Luego se trasladó a Italia, primero a Fiume y luego a la Toscana, donde le sorprendió el comienzo de la Segunda Guerra Mundial. En 1943 Cóccioli se unió a la resistencia partisana del grupo Giustizia e Libertà2 (Justicia y Libertad) que actuaba en los Apeninos tosco-emilianos. Fue capturado por los alemanes y logró evadirse de la cárcel de Bolonia. Por su lucha antifascista, una vez terminada la guerra, fue condecorado con la medalla de plata al valor militar.
Tras la guerra, se licenció en Lenguas y Literaturas Orientales (árabe y hebreo) por la Universidad La Oriental de Nápoles y se doctoró en la Universidad de Roma.4 Su primera novela, El mejor y el último (Florencia: Vallecchi Editore), se publicó en 1946.4 A esta le siguieron "La Difícil Esperanza" (1947), "El Pequeño Valle de Dios" (1948), "El Cielo y la Tierra" (1950), "El Juego" (1950), "El Baile de los Extraviados" (1950) y "Fabrizio Lupo" (1952)5

En 1952, publicó en París su novela Fabrizio Lupo, escrita directamente en francés. Debido a su argumento escandaloso (el descubrimiento de su homosexualidad de un joven católico que termina suicidándose) no se tradujo al italiano hasta 1978, en la editorial Rusconi. Fue el propio Cóccioli quien la tradujo al italiano, aunque Dario Bellezza prefería la versión original en frances, superior (según su criterio) estilísticamente.3 En cualquier caso, fue una obra que tuvo en los años cincuenta una gran repercusión y generó tal polémica que Cóccioli debió abandonar Europa en 1953 para instalarse en México. Pier Paolo Pasolini se pudo inspirar en esta novela para crear el protagonista de su libro (y también película) Teorema.3
Primero residió en la capital del país, y a partir de 1997, en Cuernavaca, donde se instaló con su hijo adopotivo Javier. En México, Cóccioli escribió sus obras más importantes, como su novela David (1976), que quedó finalista del Premio Campiello en Italia,6 hastaHe encontrado al Dios de Israel, texto autobiográfico en el que cuenta su conversión al judaísmo, religión con la que había estado en contacto desde niño porque su madre procedía de una familia hebrea.3

-Para un encuentro profundo con su obra literaria, pictoria y su vida, recomendamos la pagina personal disponible en español, italiano y farnces. Siguiendo este link.



MATERIAL DISPONIBLE EN BIBLIOTECA LGTTB de Carlo Coccioli
Libros:
-Fabrizio Lupo
Traducción de Aurelio Garzon del Camino
Compañía General de Ediciones - Mexico  - 1953
Primera edición
EJEMPLAR DONADO POR EDGARDO COZARINSKY
FABRICIO LUPO es la historia de un homosexual. Yo quisiera que todo aquel que se disponga a leer este ibro se desprenda de toda idea preconcebida. Fabricio Lupo no es una criatura perversa, ni tampoco un enfermo: no es sino un hombre que ama según las leyes que su naturaleza -respecto a la cual es totalmente irresponsable- le dicta. Y puesto que un hombre se juzga no por lo que ama, sino por el modo e intensidad con que ama, Fabricio Lupo, caso límite de amor, es probablemente un heroe del amor. Fabricio Lupo ama a Lorenzo, lo ama de verdad: este es el motivo de que, desde hace casi un año, reciba yo, un número de cartas como, probablemente pocos escritores reciban. Centenares y centenares de cartas que constituyen el más extraordinario de los documentos, el más conmovedor, y ciertamente uno de los que más honran al hombre. Y en el fondo de cada una de ellas, escritas por manos distintas, (estudiantes, sacerdotes, profesores de universidad, artistas, militares, burgueses, artesanos) no hay sino el eco de una insensata e increíble palabra: amor, amor. Tales gentes creen haber encontrado en Fabricio Lupo un intérprete, un mensajero y además -sobre todo- un sortilegio que les ayude a atraer sobre ellos ese amor verdadero, el único que podrá explicarlos y justificarlos. He dicho: ese amor verdadero. ¿Y quién osará arrojar la primera piedra contra los que creen aún en la verdad del amor? 


-Los fanaticos - Auto de fe
Tirso - Argentina - 1959

Esta PRIMERA EDICION MUNDIAL, que TIRSO se complace en publieur en castellano, antes que lo sea en qualcuier otra lengua, ingresa a la Serie dedicada a los Problemas de Nuestro Tiempo.
Plantea, con proyecciones universales, en ese mundo jugoso y pleno de misterio del México que forma la raíz de lo que habríamos de llamar la America Sagrada, el problema de los FANATISMOS RELIGIOSOS Y SENSUALES.
Carlo Coccioli, el autor de EL CIELO Y LA TIERRA, es el más importante y decidido de los escritores católicos de la generación de los disconformes. No ha llegado al catolicismo como a un puerto de salvación, sino porque lo considera un mar tormentoso; pertenece, por ello, a la joven legión de los CATOLICOS INCOMODOS, que tiene el coraje de plantear problemas con ese fervor que el más notable de los filósofos católicos contemporáneos, GABRIEL MARCEL, afirma que sólo poseen dos juventudes: la católica y la comunista.
Carlo Coccioli, fascinado por ese México que ama y conoce como pocos, ha sabido ver en él ese planteo social do las dos Américas: la criolla y la rubia; cada una con sus fanatismos religiosos y económicos.
Sobre el fondo de ese choque, en el cual los valores espirituales se agigantan por boca de un humilde cura mexicano y de una inglesa que, por comprender, ama esa tierra, estalla el tema de la HOMOFILIA, con esa dignidad en el tratamiento de la que Coccieli dió muestra en FABRIZIO LUPO.


-David
Planeta - España - 1978
El rey David, ya muy viejo y a las puertas de la muerte, mientras a su alrededor hierven las intrigas de la sucesión —sus numerosas mujeres y sus hijos— y tiene junto a él para confortarle a la doncella sunamita Abisag, habla con Dios y recuerda toda su agitada existencia. Carlo Coccioli necesitó nueve años de trabajo y su adhesión al hebraísmo para comprender la condición humana de este apasionante personaje del Antiguo Testamento, David, hijo de lsaí, vencedor de Goliat, amigo de Jonatán, yerno y rival del rey Saúl, rey de Judá e Israel, amante de Betsabé, padre de Absalón y autor de los Salmos. El viejo rey se dirige al Interlocutor que le ha perseguido y al que él persigue a su vez: Dios y su enigma; y la historia del monarca pecador se identifica así con la de Israel y con la de la humanidad entera, simbolizando las tormentosas relaciones del hombre con Dios, con un Absoluto que le desborda, le ciega y le atormenta, pero del que no puede prescindir. Construida en forma de monólogo, esta gran «autobiografía» del rey bíblico, en la que la fugacidad de la juventud, el ardor de los combates, las aventuras del amor y del odio, la amarga experiencia de la traición, la rebelión de su propio hijo, la soledad en el momento del triunfo forman la trama de un destino único y ejemplar, es un libro contemporáneo, un texto de meditación para el hombre de hoy.


-Manuel el mexicano
Compañía General de Ediciones - Mexico - 1957
Esta es la séptima novela de Carlo Coccioli que se publica en Italia: Ambientada por completo en México. País donde el autor vive la mayor parte del año, pero no le ofrece solamente un escenario, un pretexto o una nota de color: el libro es el testimonio de un encuentro entre un escritor, una tierra y un personaje: es propio el arraigarse en la realidad íntima y directamente experimentada donde se encuentra, como sucede en las obras de arte, la universalidad humana. Manuel adolescente oscuro y ardiente, triste y delicado, hijo de pescador de Veracruz y de una india en Tepoztlán, es un reflejo del México actual; es aquello desconocido a los turistas. Su vivencia, mágica y violenta, acercará al lector desde el prólogo: en el cual Manuel se prepara a representar el papel de Cristo en la Sacra Representación tradicional de cada año en el pueblito de Tlaltenalco. A los ojos de todos es una especie de héroe, cuando una infame acusación se levanta en su contra y él suspende la “representación”, “volviéndose” la víctima. Desanimado por un crimen que quizá no haya cometido, fue conducido, al suplicio tradicional: ¿simple simulacro, o en verdad una conspiración donde los antiguos ritos indígenas se mezclan con los del catolicismo violento, morboso, obsesivo? 



-La sentencia del Ayatola
El caso de "Los versos satánicos" y el problema de la religión ante el hombre actual.
Vergara/Diana - Argentina - 1989


Dos editores han solicitado este ensayo sobre el “caso” Jomeini contra el autor indomusulmán Salman Rushdie: un caso que ha despertado el sin duda morboso y no siempre debidamente informado de interés mundial. Las explicaciones y las interpretaciones de Carlo Coccioli aunque redactadas “sobre las rodillas” por exigencias de tiempos editoriales, no faltarán la originalidad, la profundidad y la total libertad anímica que lo caracterizan. Además en estas páginas que podrían ser juzgadas como defensoras del Islam, Carlo Coccioli presenta su tesis acerca de la religiosidad en el hombre actual.
“Informo al noble pueblo musulmán del mundo que el autor del libro “Los versos satánico” el cual esta contra el Islam, contra el Profeta y contra el Corán, todas las personas implicadas en su publicación que concientes del contenido están condenadas a muerte. Pido a todos los musulmanes que los ejecuten dondequiera que los encuentren”.
Esta fue la sentencia dictada por el Ayatola Jomeini el martes 14 de febrero de 1989 contra el escritor Salman Rushdie. ¿Cuál es la blasfemia cometida en la novela? ¿Merece realmente una sentencia de tanta dureza? ¿Cuál espíritu empuja el mundo del Islam a sentir tanto odio para un blasfemo?
Carlo Coccioli, doctor en ciencias orientales y especialista en islamismo, da la respuesta a todas las interrogantes del caso que ha conmovido al mundo occidental. Distanciándose de la opinión convencional de muchos intelectuales, explica con total libertad su posición respecto al tema, en una tesis que implica un profundo conocimiento del Islam. 



Consultá gratuitamente estos títulos en Biblioteca. 
Para adquirir libros de Carlo Coccioli ingresá a www.ayconstanza.com 








*Esta y todas las entradas se actualizaran a medida que encontremos nuevo material.
*Si querés donar algun ejemplar faltante, no dejes de escribirnos.
*Si un link no funciona, por favor avisanos.
*Para consultar ejemplares escribinos a bibliotecalgttb@gmail.com

Maria Maratea


Un día decidí que quería ser mujer. Fue a los veintiséis años, cuando todavía trabajaba en el banco.



Con mi amigo Martín Sanguinetti empezamos a frecuentar La Jaula, un boliche under de la noche porteña. Allí vi, por primera vez, travestis de verdad. Me fascinaron. Eran amazonas. Seducían. Intimidaban.


Nos hicimos habitués. Había un show de stripers y convencimos al dueño de que nosotros teníamos que ser los presentadores. Ibamos a estar a prueba un par de semanas.


Cosimos unos vestidos con retazos de gasa. Fuimos a Once y en el revoltijo de una zapatería conseguimos en oferta tacos altos número cuarenta y tres. Compramos un par de pelucas, unas tangas y dos corpiños que rellenamos con lana. Nos afeitamos las piernas y las axilas. Los brazos los taparíamos con guantes largos. Decidimos llamarnos: “Las Kinder: dos sabores y una sorpresa”. Martín eligió llamarse Karen. Yo, Mora, mi apellido. Siempre me gustó.


Nos divertíamos tanto arriba del escenario tratando de hacer un sketch cómico, que Martín se tentaba de risa y no podía parar. Quedé elegido yo. Me encantaba hacer eso. De a poco, ya no sólo presentaba a los stripers, sino que, además, monté mi propio show: bailaba salsa, cantaba boleros, hacía subir a la gente para que cantara conmigo.


A Martín lo contrataron como encargado de relaciones públicas. Él era muy diplomático, muy seductor. Lo conocí una noche en un boliche gay. Aunque era dos años menor que yo, nos hicimos muy amigos. Fue una de las personas más sinceras que conocí. No dejaba de hablar de su primer novio, a los dieciséis, de quien todavía seguía enamorado. Hasta que el tipo, un abogado que rondaba los cuarenta, director de Minoridad y Familia, apareció un día por televisión diciendo que parejas de homosexuales y travestis no podían adoptar hijos. Martín no lo podía creer. Sintió tanto asco que no lo nombró más. Después, deprimido por tanta hipocresía se fue a vivir a España. Hace años que no sé nada de él.


En el boliche trabajábamos de jueves a domingo. Yo ganaba cincuenta pesos por noche. Ya hacía cuatro años que vivía solo en el departamento que papá había comprado para mí. Mis hermanas también tenían uno cada una: María en Recoleta y Belén en Barrio Norte. A mí me tocó el de Las Cañitas, en Luis María Campos y Chenaut, a diez cuadras del de mis padres.


Seguía en el banco. Estaba fisurado.


Caía al boliche alrededor de las nueve con la mochila llena de medias, bombachas, corpiños, vestidos, pelucas, maquillajes. Como siempre iba en taxi, una noche probé ir vestido, ya, desde casa. Elegí un solero minifalda rojo, bien ajustado, escote en V. Me puse la peluca platinada con flequillo, medias de lycra color piel y sandalias rosa con plataforma de acrílico. Un par de collares y unos anillos. Me maquillé: base clara, colorete, delineador negro, sombra bordó y mucho rimmel. Los labios, carmín.


Pero tenía que vencer el primer obstáculo: el portero. Él estaba acostumbrado a verme en traje o en jogging y con el pelo corto y negro.


Ahora o nunca. Agarré la carterita roja, el bolso con los maquillajes y salí. En el ascensor, bajando los doce pisos, pedía por favor que Rogelio no estuviera. Hacía calor. La transpiración me chorreaba por debajo de la peluca. Todavía no tenía buenos maquillajes. Sentía que la cara se me iba derritiendo. Lo vi parado en la puerta con una escoba en la mano. Tomé envión con la frente alta. Se quedó duro. Me miraba las piernas. No me había reconocido.


–Qué dice Rogelio, ¿cómo anda? –dije con la voz acorde a la ropa.


Se le cayó la mandíbula.


–Ho-ho-hola. Qué tal, qué tal –decía mientras me miraba de arriba abajo. No entendía nada. Y dijo otras cosas que yo tampoco entendí, si estaba más nervioso que él. Al final, desde ese día, me empezó a saludar más simpático que antes. Es como todo, uno siempre se termina acostumbrando a cualquier cosa. Lo más difícil es la primera vez; después, ya está.


Este fragmento pertenece a Mora. Una confesión, el libro de María Maratea de editorial Planeta


MATERIAL DISPONIBLE EN BIBLIOTECA LGTTB de maria Maratea

Libros:

-Mora, una confesion

Planeta – Argentina – 2003


Si queres donar algun ejemplar faltante, no dejes de escribinos

Si un link no funciona, por favor avisanos
Para consultar ejemplares, dudas o sugerencias contactanos



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Los Mas Visitados